jueves, 4 de septiembre de 2014

Críticas a la nueva ley de servicios sociales de Andalucía. Cuatro, el nudo competencial

 Captura de pantalla 2014-08-29 a la(s) 11.41.25

Esta es la última de las cuatro entradas que dedico al análisis del Anteproyecto de Ley de Servicios Sociales de Andalucía. En la primera traté de explicar los problemas del texto en cuanto a la indefinición del sistema, en la segunda abordé el afán privatizador de la ley y en la tercera entrada me referí al tratamiento de la participación ciudadana. En esta última me propongo esbozar algunas consideraciones sobre los problemas competenciales.

He escogido el término esbozar porque debo confesar que todavía no tengo una idea definida sobre que administración debería asumir las competencias en materia de servicios sociales, ni tampoco soy una experta en derecho administrativo. Así pues, esta entrada solo persigue avivar el debate, siempre enriquecedor.

Comencemos por el principio. Como todo el mundo sabe, la Junta de Andalucía aprobó en 2010 la famosa LAULA, es decir, la Ley de Autonomía Local de Andalucía, Ley 5 de 2010, de 11 de junio. La LAULA establece en su artículo 9.3 entre las competencias municipales la gestión de los servicios sociales comunitarios, conforme al Plan y Mapa Regional de Servicios Sociales de Andalucía, que incluye: –—-) Sigue leyendo