LEY MORDAZA : LA ÚLTIMA CACICADA

13_81_mordaza1

Cuando creíamos que este gobierno había cometido todos los desmanes posibles contra la sociedad civil y ya empezaban a hacer las maletas de despedida del poder, nos vienen con esta nueva perfidia, su ley de seguridad ciudadana o ley mordaza: sin duda son sus postreros coletazos, comportándose como algunos animales dañinos que escupen su veneno en la agonía y resistiéndose desesperadamente a perder el poder.

Primero mintieron descaradamente con su programa electoral embaucando a muchos votantes que ya venían desencantados y hartos del gobierno del desdichado Zapatero, y en seguida se pusieron manos a la obra para desmantelar el estado del bienestar haciendo real el cínico refrán de

donde dije digo, digo diego.

Durante estos tres largos años de mandato, decreto a decreto y golpe a golpe han arruinado y achicharrado a la mayoría de los españoles mientras han enriquecido aún más a los suyos, a los poderosos, en definitiva a los de siempre :

  • Han recortado en sanidad, en servicios sociales con las personas dependientes en franco abandono, en educación y becas mientras los jóvenes emigran masivamente…
  • Han aumentado los desahucios de forma inhumana, mientras han protegido a Cajas y Bancos cubriendo sus abusos y sus ruinas sobre las espaldas de los ciudadanos…
  • Han hecho una reforma laboral que no solo no ha cortado la sangría de los despidos, (medio millón de parados más ) sino que ha dañado a los que tienen trabajo y los que logran uno, lo es con contratos precarios y salarios míseros (pobreza laboral).
  • Nos han aumentado los impuestos, subido las tasas judiciales limitando el acceso a la justicia a los más desfavorecidos,…mientras el número de pobres, infancia incluída, crece día a día, y los bancos de alimentos y las organizaciones humanitarias como Cruz Roja, Cáritas…se ven desbordados por esta avalancha de hambrientos y desahuciados.
  • Como consecuencia de este atropello, ha crecido la desigualdad ( somos líderes europeos), los ricos son mucho más ricos ( con amnistía fiscal incluída ) y la mayoría de los españoles mucho más pobres, mientras el gobierno y su partido pregonan con inaudita desfachatez que nuestro país es ahora la locomotora de Europa y que ellos lo han salvado de la ruina en que lo dejó el “malvado Zapatero”.
  • Finalmente, tras este diluvio de recortes y privaciones, “vencido y despojado el pueblo español “y para asegurarse el poder en esta dictablanda que tenemos, han parido una ley que vulnera las libertades de expresión, manifestación e información privándonos así hasta del derecho al pataleo por tanto desmán al que nos han sometido: no quieren movilizaciones callejeras, ni paralizaciones de los desahucios, ni el activismo en las redes sociales, quieren impedir la organización de las protestas restringiendo el derecho de reunión y manifestación pacíficas hasta ahora lícitas por ley y sentencias judiciales, en definitiva pretenden acabar con los movimientos sociales.
  • Han articulado acciones punitivas que se traducen en multas escalonadas y estratosféricas desde los 100 hasta los 600.000 euros, aumentan la arbitrariedad y discrecionalidad de las fuerzas policiales retrotrayéndolas a aquellos “grises” del pasado, sus denuncias las dotan de “presunción de veracidad” blindándolas en sus acciones represivas frente al ciudadano como ocurría y ocurre en las dictaduras , premiando luego a los más “eficientes”. Con esta ley nos devuelven al estado policial del que venimos, el franquista, y la enlazan con aquella otra de infausto recuerdo: la Ley de Vagos y Maleantes. Y mientras aprueban esta opresiva ley de seguridad ciudadana, su reforma del Código Penal endurece y extiende las penas, aumenta los poderes políticos y de la Administración en detrimento de las garantías procesales y judiciales, y para el colmo del cinismo, pretenden subir a medio millón de euros las donaciones ilegales a partidos que no supongan prisión y salvar así a muchos imputados en Gúrtel.

 

Y en estas estamos, con un gobierno y su partido inmersos en la corrupción, haciendo de mayordomos de los que realmente gobiernan los países y que no permiten la desobediencia de los ciudadanos al “sistema impuesto” que ponga en peligro sus intereses y exigiendo para ello la destrucción del estado de bienestar; por otro lado y afortunadamente, el Consejo General del Poder Judicial está cuestionando por inconstitucionales algunos puntos de esta “ley mordaza”, y en medio nosotros sufriéndola y reinterpretando aquellas palabras del poeta León Felipe “Se podrán quedar con todo, con el caballo, con la pistola con la manta… pero nunca se podrán quedar con la razón” ,por estas otras: “Nos habrán robado nuestro bienestar presente, habrán intentado robarnos el futuro, pero nunca lograrán quitarnos la libertad: con nuestros votos y unidos, Podemos echarlos del poder a ellos y a sus acólitos porque somos muchos más y también tenemos la razón“

 

Fernando Alvarez. Granada.

 

imagen: http://goo.gl/Q2qovQ